Cleopatra, el mito y la realidad - Edith Flamarion




En el blog La Pequeña Grecia hemos leído y vuelto a leer esta magnífica edición de Ediciones B (Grupo Z) en su Biblioteca de bolsillo CLAVES, cuyo ISBN es 9788440685995. Imperdible para cualquiera que le apasione el tema de las intrigas de poder en el Antiguo Egipto y en la Antigua Roma.

Una figura clave para comprender la sociedad que gobernó aquellas dos grandes civilizaciones es Cleopatra. A pesar de que tiene un toque de novela, me parece que el tema es abordado con muchísimos datos científicos y comprobables. 

Vale la pena ir leyendo este libro. Asimismo, poco a poco y a medida que vayamos leyendo nuevos libros de Grecia y Roma, les estaremos llevando una sinopsis de cada uno de ellos, pues gracias a nuestro amigo el Sr. Alberto Mejía contamos con una biblioteca de temas griegos de 284 ejemplares. 

Quien tenga la dicha de conseguir esta edición de 1998, se la recomendamos con los ojos cerrados y sabemos que les va a encantar. El traductor es Carlos Gómez González. El título original viene de las ediciones Gallimard de 1993, y lleva por nombre Cleopatre vie et mort d'un pharaon. Es ilustrada con dibujos, pinturas, mapas, esculturas, es algo que no tiene parangón para su época y dudo que hoy en día se hagan libros como éste.



Cristianismo Oriental - Nicolás Zernov

Aquí en este vínculo les dejamos todo un completo compendio del Cristianismo Ortodoxo o Cristianismo Oriental, su autor Nicolás Zernov. ¡Que disfruten la lectura!

La Iglesia Ortodoxa - Sergei Bulgakov

Recomendamos esta lectura ortodoxa rusa, de gran provecho para comprender la realidad interna, teológica y filosófica de la Iglesia Ortodoxa. Aquí la lectura: LA IGLESIA ORTODOXA, de Sergei Bulgakov

Las Enseñanzas de los Santos Padres o Filocalía

Introducción
En 1782 fue publicada por primera vez en Venecia, gracias al mecenazgo de Juan Mavrogordato, príncipe rumano la recopilación de la Filocalia, en la cual han colaborado Nicodemo el Hagiorita, monje del Monte Athos (1749-1809) y el obispo Macario de Corinto (1731-1805). Se trataba de un voluminoso in-folio de XVI-1207 páginas, divididas en dos columnas. Su nombre retornaba aquel ya dado por Basilio Magno y Gregorio Nazianzeno a una colección de pasajes de Orígenes por ellos elegidos.
La Filocalia es uno de los muchos textos o conjunto de obras patrísticas, de las cuales se ocupó Nicodemo, justamente en su ansia por poner al alcance de todos, los grandes textos de los Padres. De modo particular, él no se cansó de buscar aquello que pudiera servir para transmitir a todos la doctrina de la oración continua y, mediante ella, el estímulo a practicarla. Su genio, pero sobre todo su gran alma cristiana, formada en la escuela de las ideas derivadas de las Escrituras y de la tradición, le había hecho intuir cómo, el respiro profundo de la oración continua debe ser -más allá de las distintas formas que pueda asumir- la expresión viva de una vida cristiana alimentada por los sacramentos y, a la vez, un medio poderosísimo para la unión divina. Una oración, sin embargo, que como vemos nace, avanza y alcanza su plenitud sólo mediante la constante disposición a la sobriedad del corazón y del intelecto. La sobriedad es ese estado de vigilancia continua que mantiene el alma en una especie de ayuno espiritual, no excitado por los pensamientos y por las imaginaciones que producen pasiones, las que perjudican la oración y corrompen la sanidad transmitida por los sacramentos, obstaculizando su potencia deificante justamente por ello, la recopilación de Nicodemo llevará el nombre de Filocalia de los Padres Nípticos, es decir, "sobrios."
La Filocalia conoce ahora su cuarta edición griega con los cinco volúmenes aparecidos en Astir de Atenas en los años 1974-76. Sobre éstos se basa nuestra traducción.
Una obra que tiene prácticamente los mismos textos y un título de igual significado (Dobrotolubiye), y que encontró gran acogida por las cristiandades eslavas, fue publicada por el anciano Païssy Velichkovsky en 1793 y reimpresa en 1822. En realidad, en cuanto a la obra de Païssy, no podemos hablar de una verdadera traducción de la recopilación de Nicodemo. De hecho, mientras Macario y Nicodemo se ocupaban de los textos que habían reunido en la Filocalia griega, Païssy también trabajaba en la recopilación y traducción sustancialmente de los mismos textos colocándolos, sin embargo, en un orden distinto del cronológico seguido por Nicodemo. Una vez publicada la Filocalia griega, Païssy continuó con su trabajo, y es muy probable que lo haya comparado con la recopilación de Nicodemo. La coincidencia es, sin embargo, singular y, por cierto, providencial. La Filocalia eslava, que había sido destinada a promover el renacimiento espiritual ruso del "Ochocientos," fue compuesta recurriendo espontáneamente a las mismas fuentes a las cuales se habían dirigido Macario y Nicodemo. Sólo unos pocos textos presentes en la versión griega son omitidos en la edición eslava. El Peregrino ruso, ya bien conocido en Occidente, llevaba consigo una vieja copia de la Filocalia de Païssy.
Entre 1876 y 1889, el obispo Teófano el Recluso, publicó una traducción en ruso que sería más amplia, ocupando cinco volúmenes.
En nuestro siglo existe un gran resurgimiento del interés por la Filocalia, por ejemplo en Rumania gracias, sobre todo, a la traducción completa de Dumitru Staniloae, en ocho volúmenes, terminada en 1979. En Occidente hay actualmente en curso traducciones que se proponen ser integrales, en francés (Abbaye de Bellefontaine, Bégrolles) y en inglés (Faber and Faber, Londres), basadas en el texto griego.